No puedo

Se apagó la luz. En oscuridad, buscando trozos partidos por los suelos. Sin éxito. Lleno de huecos. Se me cuela el eco, y buscándote me encuentro. No puedo.  

Welcome F.

Salí a respirar. Una bocanada de aire que entra, para volver a volver. Y es que fue tanto el tiempo que pasó, que ahora parece corto, lo que estuvimos esperándote, hasta que llegaste. Un instante eterno hasta escucharte, con tu primera bocanada de aire, romper a tu padre en dos, de alivio. Un eterna tarde 

Seguir leyendo…